lunes, 16 de diciembre de 2013

Adiós, Miroslav.

Se veía venir, de hecho mucho me ha parecido que ha llegado, pero era inevitable. Djukic ya no es entrenador del VCF.

El serbio desgraciadamente no ha podido cumplir con las espectativas que levantó su fichaje y después de deambular, más que de entrenar, se va con el equipo situado en mitad de tabla, con una crisis de juego terrible y una plantilla que no ha sabido, o no ha querido conectar con él.

Me da pena que otro mito valencianista se vaya así, triste, impotente por no haber podido brindar alegrías a su afición. Pero la situación se había vuelto irreversible, el equipo no iba a ninguna parte, y no se veía a Miroslav con el empuje necesario para enderezar el rumbo. No sé si Djukic no era tan buen técnico como parecía o como nos intentaron vender, no sé si los futbolistas no estaban cómodos con él y han decidido limpiarlo, no sé si su pasado valencianista ha ayudado a elevarle la presión y no ha sabido digerirla; no obstante, si sé que estaba totalmente superado por las circunstancias, perdido. Tengo la sensación que es mejor entrenador de lo que aquí ha demostrado.

Y ahora la pregunta del millón, ¿quién viene?. No tengo ni idea, como tampoco tengo ni idea de qué o quién sería el más indicado para comerse este marron que se llama VCF. Sólo espero obviamente que se acierte, aunque sea involutariamente. Pero que se acierte. Nos merecemos ya por fin dejar de sufrir, de tragar mieda, de ver a nuestro equipo dar tumbos por aquí y por allá, y de dejar de ser el hazmerreir de la liga.

Ah y por favor, dejemos ya de pagar másters a técnicos novatos y que su mayor mérito sea haber jugado en el VCF. Necesitamos a alguien con experiencia.

@gustoparticular

1 comentario:

  1. A ver quien viene ahora, y si os saca de este lio.
    Un saludo.

    ResponderEliminar