miércoles, 8 de enero de 2014

Esto es otra cosa.

Que Mestalla (o cualquier otro campo vaya), acabe un partido con una euforia típica del que acaba de ganar la Champions habiendo empatado un simple partido, es significativo.

Y es que ayer el VCF estuvo a punto de perder, pero aún así los jugadores hubieran enfilado el camino a los vestuarios entre aplausos. Porque cuando lo das todo, no hay absolutamente nada que reprochar. Independientemente de que la pelota quiera entrar, o estés acertado en el juego.

Ayer el VCF fue claramente superior a su rival, a un rival que de no sé cuántos partidos ésta temporada solo ha perdido uno y que a diferenca de los che, tienen un equipo y un bloque más que consolidado.

Es difícil destacar nombres por encima del colectivo positivamente, sin embargo si es muy sencillo por desgracia resaltarlos justamente por lo contrario. Vicente Guaita, gran portero y con mucho futuro por delante, cometió un error imperdonable en el tanto atlético. Y no es el único últimamente. Ya puede espabilar, puesto que Alves ahora mismo le saca varias brazadas de ventaja.

Tampoco tuvo su mejor noche (siendo suaves) Postiga, a pesar de tanto final. Es duro decirlo, no obstante es el delantero más flojito que he visto en mucho tiempo. Ojalá el gol de ayer le haga recuperar la confianza, ojalá.

Y si Guaita fue protagonista también lo fue su homólogo del ATM. Courtois ayer estaba en modo Dios salvando a su equipo con tres paradas antológicas. A pesar de la solidez tan característica de los colchoneros, fue el belga el que ayer dejó con vida a los suyos.

El partido sin embargo esconde dos realidades dolorosas: 1), estamos en mano de unos jugadores hacen, deshacen y tiran entrenadores cuándo les da la gana. Djukic no supo hacerse con ese vestuario, pero que no me digan a mi que es normal pasar de 0 a 100 en tan poco tiempo. 2) el mejor VCF de la temporada no fue capaz de ganarles al peor ATM. Y es que por mucho "efecto Pizzi" que queramos intentar ver, en solo dos partidos no puedes armar un bloque cómo el que ha conformado Simeone.

Esperemos que Pizzi sea lograr de hacer lo mismo aquí y hacer de la intensidad y el trabajo rutina. Hasta entonces tranquilidad, que simplemente ha sido un buen partido con una eliminatoria cuesta arriba por delante.

@gustoparticular

1 comentario:

  1. Parece que poco a poco la cosa va funcionando.
    Un saludo.

    ResponderEliminar